27 de agosto de 2017


La introducción de la realidad aumentada en las fábricas del futuro.


En la actualidad las fábricas más avanzadas cuentan con espacios de fabricación totalmente automatizados, en ellos los autómatas programables y los robots se encargan de controlar y realizar las tareas de fabricación o manipulación de forma totalmente automatizada y autónoma. El operario se limita a “alimentar la instalación” y posteriormente retirar el “producto terminado”.

El autómata programable es el “cerebro” encargado de controlar todo lo que ocurre en el citado “espacio”, por motivos de seguridad en estos espacios se restringe su acceso y permanencia cuando la instalación se encuentra en funcionamiento normalmente mediante la instalación de un vallado y unas puertas de acceso. 


Un segundo autómata programable especialmente diseñado para controlar los dispositivos de seguridad complementa al autómata principal y se encarga de paralizar “la instalación” en condiciones de seguridad cuando los dispositivos instalados para controlar el acceso o permanencia se ven comprometidos, evitando de esta forma la posibilidad de sufrir un accidente de trabajo.

En el blog ya he publicado sobre las fábricas 4.0 y el nuevo modelo previsto para la reindustrialización en Europa, encaminado a conseguir una industria más eficiente y a obtener productos y servicios de mayor valor añadido.
Actualmente se viene desarrollando una nueva tecnología que puede incorporarse en breve al sector industrial, estoy hablando de la realidad aumentada. La realidad aumentada es aquella que percibimos a través de los dispositivos tecnológicos, esta se consigue mediante la combinación de técnicas de realidad virtual y la captación del mundo real. Seguro que muchos conocen de la existencia de las Google Glass, unas gafas que incorporan la citada tecnología de realidad aumentada y que puede tener múltiples aplicaciones en el sector industrial. La tecnología de reconocimiento de imágenes y visión artificial, entre otras, unidas al acceso de información en tiempo real puede ser una gran herramienta en el sector industrial que puede revolucionar los “actuales procesos”.

En el blog también he publicado sobre el internet de las cosas, una tecnología que será capaz de conectar y facilitar que los elementos físicos puedan interactuar entre ellos de forma más autónoma. Por ello habrá que seguir avanzando en el uso de las tecnologías de la información, reconocimiento de imágenes, la visión artificial y el diseño/fabricación de máquinas cada vez más inteligentes.

Hace tiempo se reemplazó la lógica cableada (cuadros eléctricos) por la lógica programada (autómatas programables) en las tecnologías de automatización, la actual “revolución industrial” nos encamina hacia unas fábricas cada vez más inteligentes.


Recuerda que esta es sólo mi opinión personal sobre este tema.

Tambíén te puede interesar :

Autor : Jose Ribas | Valencia, España ( ESP-EU )
Decorador (Interior Designer-Architect). Delineante | Desarrollador Web | Renderización | Instalador de Baja Tensión | Soldador | Técnico en Prevención de Riesgos Laborales.
Buscando nuevos proyectos profesionales en Valencia y alrededores, España.

Búsqueda por temas